Clitocybe nebularis

 

GIF - 5.4 KB

 

Texto © Pierluigi Angeli

 

 

Traducción en español de Susana Franke

 

 

JPEG - 121.8 KB
Un hongo que aún considerado comestible, puede dar disturbios gástricos © Giuseppe Mazza

Familia : (Tricholomataceae) R. Heim ex Pouzar (1983)

Género : Clitocybe Staude (1857)

Subgénero : Disciformes

Sección : Disciformes (E.M. Fries) Quélet

Clitocybe nebularis (Batsch : Fries) P. Kummer 1871

La etimología del nombre deriva del latín “nebula” = niebla, referido a la niebla.

Descripción del género

Al género Clitocybe pertenecen carpóforos que tienen como característica determinante el sombrero generalmente umbilicado y las láminas decurrentes.

El sombrero es generalmente seco, escamoso, pruinoso, escarchado, higrófano; el margen es mayormente liso, estriado por transparencia en las especies higrófanas.

El pie es generalmente pleno, liso, fribriloso, a menudo con abundante micelio en la base y a veces con rizomorfas.

Las esporas son lisas, no amiloides, a veces cianófilas. La trama laminar es paralela, a menudo están presente fibulas, queilocistidios ausentes.

Las esporas en masa son blancas, amarillas o crema rosadas.

En el género Clitocybe muchísimas especies provocan intoxicaciones graves, con sindrome muscarínica, coprínica, grastrointestinal, hemolítica, acromelálgica. Poquísimas especies son comestibles.

Los hongos pertenecientes al Subgénero Disciformes tienen un sombrero de pequeño a grande, a veces higrófano, pruinoso o no, normalmente no estriado por transparencia también si es higrófano, de plano a infundibuliforme en su madurez, de grisáceo a marrón oscuro, de blancuzco a color canela.

Pie con base tomentosa y a veces rizomorfo.

Láminas de adnatas a decurrentes, blancas, grises o tendientes al marrón.

Olor variable, fúngico, fragante, harinoso o complejo, a menudo persistente también en seco. Sabor suave, fungíneo, a veces harinoso.

Esporas de pequeños a muy grandes, blancas o amarillo pálido en masa. Pigmento presente o ausente en las hifas del sombrero.

Crece ya sea en el bosque como en las orillas, en diversos tipos de cama, raramente sobre suelo desnudo, a menudo en terrenos calcáreos; presente en todo el año, especialmente en verano y otoño.

En la sección Disciformes están atribuidos hongos con sombreros grandes, no higrófanos, blanco, blancuzco, gris o gris-marrón, grisáceo tendiendo al marrón, marrón, carne espesa en el disco, pie robusto, carnoso o carnoso-fibroso.

Esporas lisas, amiloides o no, fibulas presentes o ausentes.

JPEG - 39.8 KB
Clitocybe nebularis: basidios y esporas © Pierluigi Angeli

Descripción de la especie

Sombrero: 7-15 cm, inicialmente convexo, luego plano y también algo deprimido, margen involuto en los jóvenes ejemplares, que persiste también en el hongo maduro. Cutícula lisa, finamente fieltrada, con fibrilas radiales, algo pruinosa, de gris a gris ceniza, a gris oscuro.

Himenio: láminas espesas, adnatas, decurrentes al menos en el hongo adulto, intercaladas por laminillas, blancuzcas luego crema, se despegan fácilmente de la carne del sombrero.

Pie: 2-12 × 1,5-3 cm, clavado, luego cilindroide pero siempre con base ensanchada, robusto pero frágil, pleno luego cóncavo, con finas fribrillas longitudinales y base recubierta por una lanosidad miceliar blanca.

Carne: consistente, sosa luego blanda, fibrosa en el pie, blanca. Olor fuerte característico ± desagrable, sabor dulce, amargo, ± desagradable.

Hábitat: crece sobre cama de hojas en todo tipo de bosque, en fila o grupos de numerosos ejemplares gregarios, también avanzado el otoño.

Comestibilidad: es un hongo que, aún siendo considerado comestible, puede dar disturbios gástricos. Se cocina por largo tiempo o blanqueados, por cuanto contiene toxinas termolábiles, no obstante no es tolerado por todos.

Si provocara intoxicación, el sindrome gastrointestinal es de breve incubación; los síntomas se presentan desde menos de 1 hora hasta 4 horas luego del consumo, La toxicidad de esta especie resulta inconstante.

Observaciones: Es un hongo muy conocido, en algunas regiones largamente consumido, aunque estudios recientes han demostrado que no todos lo toleran. Su perfume, particular e intenso, que a menudo es suficiente para identificarlo, puede provocar somnolencia si es respirado en un local sin ventilación.

Puede confundirse con el Entoloma sinuatum (Bulliard: Fries) P. Kummer, que tiene el mismo color del sombrero o casi, pero es terrícola, el pie es pleno, tiene olor de harina y sobre todo las láminas son homogéneas y rosa en su maduración.

Nota: Clitocybe nebularis es una especie que presenta todos los caracteres de las Lepista. En efecto, algunos autores la incorporan en este género, pero, dado que C. nebularis es el typus del género Clitocybe, quedando fieles al Código de Nomenclatura Botánica es absolutamente imposible atribuir esta especie al género Lepista. Por lo tanto si bien los caracteres macro-microscópicos que dicen que se trata de un Lepista esta permanece como una Clitocybe .

basionym: Agaricus nebularis Batsch 1789

Sinónimos: Lepista nebularis (Batsch : Fries) Harmaja 1974

 

→ Para informaciones generales sobre hongos ver aquí.

→ Para apreciar la biodiversidad de las SETAS y encontrar otras especies, clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

_C-468-1_Clitocybe_nebularis
_C-468-2_Clitocybe_nebularis
_C-468-3_Clitocybe_nebularis
_C-468-4_Clitocybe_nebularis
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants