Elaeocarpus angustifolius

Familia : Elaeocarpaceae

Texto © Pietro Puccio

 

 

Traducción en español de Ignacio Barrionuevo

 

 

JPEG - 325.6 KB
El Elaeocarpus angustifolius es un imponente árbol del sudeste asiático que alcanza los 35 m de altura con un tronco de más de metro y medio y sólidas raíces tabulares © Giuseppe Mazza

La especie es originaria de Australia (Queensland), Camboya, China (Guangxi, Hainan y Yunnan), Fiyi, India nororiental, Indonesia, Malasia, Myanmar, Nepal, Nueva Caledonia y Tailandia, lugares en los que crece en las selvas lluviosas siempreverdes entre los 200 y los 1300 m de altitud.

El nombre genérico es la combinación de los sustantivos griegos “ἐλαία” (élaia) = aceituna y “καρπός” (carpós) = fruto; mientras que el epíteto específico es la combinación del adjetivo latino “angustus, a, um” = estrecho y del sustantivo “folium, ii” = hoja, sin que haga falta precisar a qué se refiere.

Nombres comunes: bead tree, blue fig, blue marble tree, blue quandong, silver quandong (inglés); yuan guo du ying (China); sapatua, siapoatua (Fiyi); akkamani, civacatanam, kammani, malankara, rudrak, urutturacam (India); ambit, jenitri, rijaksa (Indonesia); changkan, geniteri (Malasia); mamun dong, mun dong, mun khon (Tailandia).

El Elaeocarpus angustifolius Blume (1825) es un árbol siempreverde o brevemente caducifolio que puede alcanzar los 35 m de altura con tronco erecto, que puede superar los 1,5 m de diámetro, provisto en la base de raíces tabulares (raíces aplanadas similares a contrafuertes que contribuyen al equilibrio de grandes árboles) y corteza gris amarronada; las ramas jóvenes son marrón-amarillentas y pelosas.

Las hojas, agrupadas en el ápice de las ramas sobre un peciolo de entre 1 y 2 cm de largo, son alternas, simples, oblongo-lanceoladas, de entre 8 y 16 cm de longitud y de 2 a 4 cm de anchura, con márgenes finamente aserrados (serrulados), ápice de obtuso a agudo y nervadura prominente, de color verde oscuro brillante que vira al rojo antes de su caída.

Las inflorescencias, de entre 3 y 10 cm de longitud, son racimos crecidos tanto la axila de las hojas como en la parte desnuda más reciente de las ramas, portando numerosas flores hermafroditas péndulas con 5 sépalos lanceolados, pelosos, de alrededor de 1 cm de longitud y 2 mm de anchura, de color verde pálido; corola con 5 pétalos ligeramente más largos que los sépalos, finamente laciniados en parte de su extensión; estambres en número variable, de 25 a 50, de alrededor de 0,5 cm de longitud; y ovario tomentoso con 5 lóculos (rara vez 7).

Los frutos son drupas globosas de entre 1,8 y 2,5 cm de diámetro, de color azul brillante en su madurez, raro en el mundo vegetal, que vira lentamente con el tiempo al gris y, al final, al negro; la delgada pulpa es comestible, pero de sabor áspero, siendo por tanto consumida añadiéndole azúcar o usada para hacer mermelada.

El insólito color azul metálico no está causado por la presencia en la cutícula de pigmentos, en este caso antocianinas, sino a la iridiscencia causada por su singular microestructura, constituida por estratos de celulosa que interfieren con la radiación luminosa en el rango del azul (longitud de onda en torno a los 430 nm), mientras que son casi transparentes a longitudes de onda superiores, lo que permite que la luz penetre en estratos más profundos. Los frutos presentan un endocarpo globoso, duro y finamente rugoso, que puede contener hasta 5(-7) semillas (una por lóculo), aunque por lo general son menos, de alrededor de 1 cm de longitud.

Se reproduce por semilla, previamente mantenida en agua durante dos días, en sustrato que drene bien mantenido húmedo a una temperatura de entre 24 y 26 ºC, con un tiempo de germinación que va de varios meses hasta más de un año.

JPEG - 230.7 KB
Árbol sagrado en India. Hojas de 8-16 cm, cambiantes al rojo antes de caer, e inflorescencias racemosas de 3-10 cm con pequeñas flores hermafroditas péndulas © Giuseppe Mazza

Árbol imponente de veloz crecimiento que florece y fructifica en abundancia, ocasionalmente utilizado como ornamental y de sombra en las zonas de clima tropical, subtropical y marginalmente clima templado-cálido. Crece a pleno sol, excepto en la fase inicial de crecimiento, cuando es preferible una posición ligeramente sombreada, o en sombra parcial, y no es particularmente exigente en cuanto al suelo, creciendo incluso en suelos pobres, de ligeramente ácidos a ligeramente alcalinos, siempre que drenen bien y permanezcan húmedos, aunque de adulto puede resistir periodos de sequía. La madera, clara y ligera, tiene un uso limitado para muebles, partes internas de embarcaciones, carpintería ligera en general y en la fabricación del contrachapado.

La corteza, las hojas y la pulpa de los frutos son usadas desde tiempos remotos en la medicina tradicional india para diversas patologías; el árbol, considerado sagrado en India, reviste además un importante papel en la religión y supersticiones de las poblaciones locales, en particular con el endocarpo (llamado en sánscrito rudraksha) se confeccionan guirnaldas y rosarios a los que se les atribuyen virtudes singulares.

JPEG - 254.8 KB
Los frutos, comestibles, son drupas globosas de 1,8-2,5 cm de diámetro. El insólito color azul metálico no se debe a la presencia de pigmentos, sino a la iridiscencia de la singular microestructura de su cutícula. Corteza, hojas y pulpa de los frutos son usadas desde tiempos remotos en la medicina tradicional india para varias patologías © Giuseppe Mazza

Los frutos representan una importante fuente de alimento para muchos frugívoros, que contribuyen a su diseminación, mientras que las hojas forman parte de la dieta del canguro arborícola de Lumholtz ( Dendrolagus lumholtzi Collett, 1884 ).

Sinónimos: Ayparia crenata Raf. (1838); Elaeocarpus grandis F.Muell. (1860); Elaeocarpus persicifolius Brongn. & Gris (1861); Elaeocarpus parkinsonii Warb. (1891); Elaeocarpus fauroensis Hemsl. (1896); Elaeocarpus novoguineensis Warb. (1905); Elaeocarpus polyschistus Schltr. (1908); Elaeocarpus subglobosus Merr. (1909); Elaeocarpus baclayanensis Elmer (1911); Elaeocarpus dolichopetalus Merr. (1914); Elaeocarpus wenzelii Merr. (1914); Elaeocarpus muellerianus Schltr. (1916); Elaeocarpus drymophilus Domin (1927); Elaeocarpus hebridarum Knuth (1941); Elaeocarpus maior (Hochr.) Knuth (1941); Elaeocarpus crenatus (Raf.) Merr. (1948).

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las ELAEOCARPACEAE clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

/a-421-3_alaeocarpus_angustifolius
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants