Hoya carnosa

Familia : Apocynaceae

Texto © Pietro Puccio

 

 

Traducción en español de Ignacio Barrionuevo

 

 

La especie es originaria de China (Fujian, Guangdong, Guangxi, Hainan y Yunnan), Japón (islas Ryukyu y Kyushu), Malasia, Taiwán y Vietnam, lugares en los que vive epífita sobre árboles de las florestas hasta alrededor de los 1200 m de altitud.

El género está dedicado a Thomas Hoy (ca. 1750-1822), botánico y conservador de los jardines del duque de Northumberland; mientras que el epíteto específico es el adjetivo latino “carnosus, a, um” = carnoso, en referencia a las hojas.

Nombres comunes: honeyplant, waxflower, waxplant (inglés); qiu lan (chino); fleur de porcelaine (francés); sakura-ran (japonés); fiore di cera, fiore di porcellana (italiano); akar setebal, akar serapat (malayo); flor-de-cera (portugués); flor de cera, flor de porcelana (español); Porzellanblume (alemán); cẩm cù (vietnamita).

La Hoya carnosa (L.f.) R.Br. (1810) es una epífita trepadora siempreverde con tallos, de hasta 6 m de longitud, provistos de raíces adventicias con las que se ancla a la corteza de los árboles. Las hojas, sobre un peciolo de entre 1 y 1,5 cm de longitud, son opuestas, simples, de elípticas a ovado-oblongas con ápice obtuso o cortamente acuminado y margen entero, coriáceas, de color verde oscuro brillantes en el haz, más claro en el envés, de entre 3,5 y 13 cm de longitud y de 3 a 5 cm de anchura.

JPEG - 88.8 KB
Con sus raíces adventicias, la Hoya carnosa alcanza los 6 m de altura sobre árboles del sudeste asiático © Giuseppe Mazza

Las inflorescencias son axilares y en umbela, sobre un pedúnculo de alrededor de 4 cm de largo, con entre 10 y 30 flores de hasta 1,5 cm de diámetro, de color blanco, blanco rosado o rosa cuyo centro puede ser de rosa intenso a rojo. La corola, densamente cubierta de papilas en el interior que le dan un aspecto velloso, presenta 5 lóbulos triangulares con ápice retrorso y una corona estaminal estrellada de apariencia cérea con segmentos agudos. El pedúnculo reflorece, incluso varias veces en la misma estación, por lo que no debe cortarse tras la floración.

Las flores, con una duración de alrededor de una semana, emiten una ligera y agradable fragancia que se intensifica hacia el atardecer, y producen abundante néctar. Los frutos, raramente producidos en cultivo, son folículos fusiformes de hasta 10 cm de longitud y 1 cm de diámetro que contienen numerosas semillas delgadas, de entre 0,5 y 1 cm de longitud, provistas en un extremo de un penacho de pelos sedosos, de entre 2 y 2,5 cm, que favorecen su dispersión mediante el viento.

Se han seleccionado numerosas variedades con flores de distintos colores y con hojas variegadas o dobladas.

A nivel amateur es usual y fácilmente multiplicada mediante esqueje, con 2 o 3 nudos, en un sustrato con adición de arena silícea o agriperlita en al menos un 30 % del total, mantenido constantemente húmedo, pero sin encharcamientos, a una temperatura de entre 24 y 26 ºC. Pueden obtenerse nuevas plantas por acodo aéreo e incluso mediante estaca de hoja, con peciolo, aunque se tarda más.

Es la más conocida del género, introducida en Europa a comienzos del S. XIX y difundida rápidamente por su belleza y la sutil fragancia de sus flores, producidas en abundancia, y lo fácil que es cultivarla, incluso en interior.

Puede cultivarse al aire libre en las regiones de clima tropical, subtropical y en las templado-cálidas más suaves, donde temperaturas inferiores a 5 ºC son excepciones de cortísima duración, en una posición muy luminosa, incluso con alguna hora de sol directo en la mañana, para obtener una copiosa floración.

En los climas menos favorables ha de ser cultivada en un tiesto, como trepadora sobre oportunos soportes o a modo de cascada en macetas suspendidas, para resguardarla durante los meses más fríos en un ambiente protegido con la máxima luminosidad posible y con valores mínimos de temperatura preferiblemente superiores a 15 ºC, utilizando un sustrato especialmente aireado y drenante rico en materia orgánica, neutro o ligeramente ácido.

JPEG - 174.6 KB
Muy cultivada, incluso en interiores luminosos, perfuma la noche con sus corolas aterciopeladas de 1,5 cm. Van del blanco al rosa con centro rosa intenso o rojo © Giuseppe Mazza

Durante el verano es conveniente regarla regularmente, dejando secar parcialmente el sustrato antes de volver a regar, y casi han de suspenderse los riegos en invierno de forma que el sustrato tan solo permanezca ligeramente húmedo. Son útiles las nebulizaciones con agua no calcárea a temperatura ambiente en presencia de aire seco y elevadas temperaturas. Debe ser abonada mensualmente durante primavera-verano, con abonos hidrosolubles equilibrados, con oligoelementos, a 1/3 de la dosis indicada en el envase.

Deben evitarse los desplazamientos y los cambios bruscos de temperatura cuando la planta se prepara para florecer, ya que podrían bloquear la floración y provocar la caída prematura de los capullos. Los trasplantes han de ser efectuados en primavera cuando las raíces hayan llenado la maceta o el sustrato dé signos de deterioro, cuidando de mantener el nuevo sustrato seco hasta las primeras señales de recuperación vegetativa en la planta, eventualmente nebulizando las hojas para evitar que se arruguen.

Sinónimos: Asclepias carnosa L.f. (1782); Stapelia chinensis Lour. (1790); Schollia chinensis (Lour.) J. Jacq. (1811); Schollia carnosa (L. f.) Schrank ex Steud. (1821); Hoya chinensis (Lour.) Traill (1830); Hoya rotundifolia Siebold (1840); Cynanchum carnosum Decne. (1844); Hoya variegata Siebold ex Morr. (1846); Hoya motoskei Teijsm. & Binn. (1855); Hoya laurifolia Miq. (1866); Hoya intermedia A.C.Sm. (1942).

 

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las APOCYNACEAE clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

/h-16-14_hoya_carnosa
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants