Muscicapa striata

Familia : Muscicapidae

 

GIF - 6.1 KB

 

Texto © Dr. Gianfranco Colombo

 

 

Traducción en español de Ignacio Barrionuevo

 

 

JPEG - 115.3 KB
Discreto, silencioso, casi invisible, el euroasiático papamoscas gris (Muscicapa striata) es un migrador de larga distancia que inverna en África o en el subcontinente indio © Gianfranco Colombo

El Papamoscas gris ( Muscicapa striata - Pallas, 1764 ) es un simpático pajarillo que pertenece al orden de los Passeriformes y a la familia Muscicapidae, un ave quizás más conocida por su nombre simbólico y folclorístico que por sus características morfológicas. De hecho, tan pronto se menciona su nombre rápidamente se recorren mentalmente los papamoscas exóticos de tierras lejanas, imaginándose formas y colores llamativos, nunca vistos ni conocidos, eso sí.

Al contrario que nuestras imaginaciones, este pájaro podría considerarse morfológicamente entre los más insignificantes, casi careciendo de una característica física fácilmente recordable y faltándole por completo colores que permitiesen reconocerlo entre los muchos pájaros presentes en nuestros cielos.

JPEG - 60.4 KB
Helo aquí 14 cm, 15-20 g y una envergadura de 25 cm. Librea humilde llevada con elegancia © Gianfranco Colombo

Si queremos, por el contrario, asignar al papamoscas gris un rasgo que lo identifique sin dudas y que describa en un solo término sus características peculiares, la operación resulta un tanto más fácil: el carácter elusivo.

No existe un pájaro reservado y circunspecto como lo es el papamoscas gris.

A pesar de tenerlo a menudo entre los pies, siendo bastante común y adaptado a los ambientes antrópicos, puede incluso pasarnos desapercibido el tener un nido suyo en nuestro jardín, a pocos pasos de donde habitamos, tal es la reserva y la elusión de este pequeño ser.

Por lo general se le observa de cuando en cuando un batido rápido, fugaz e incoloro, de algo que puede ser un pajarillo pero que rápidamente huye de la vista, ya que, sin previo aviso, después de volar unos pocos metros se para, posándose inmóvil como una estatua y camuflándose con el ambiente que lo rodea.

Después, un día cualquiera, regando las flores en el balcón, o tendiendo la colada, o quizás leyendo el contador de la luz fuera en el exterior de la casa, nos encontramos con un nido con polluelos que ensanchan de forma inusitada esas bocas hambrientas como si quisiesen vengarse del imprevisto descubrimiento.

De hecho, las macetas del jardín, el cestillo de las pinzas de la colada o los huecos creados por las carcasas de los contadores externos están entre los lugares preferidos por esta ave para anidar.

¡Y esto no es todo! Cuando está en periodo de incubación su carácter elusivo se acentúa hasta niveles exasperantes convirtiendo en aún más invisible su presencia. Si la incubación está en sus primeros momentos, tan pronto advierte nuestra llegada, incluso desde lejos, abandona el nido tirándose a tierra con un picado vertical, como si fuese una hoja caída de un árbol y en vuelo rasante desaparece en la nada.

Por el contrario, en las fases finales de la incubación, su inmovilidad, favorecida también por la carencia absoluta de color, le permite permanecer recostado en el nido incluso a distancias increíblemente próximas entre el ave y nosotros sin que esta muestre ningún signo de temor.

Es también un pájaro taciturno y raramente emite sonidos o cantos además del típico “uitt cek cek” de alarma, susurrado y breve, cuando tiene los pollos en el nido o han aprendido recientemente a volar.

JPEG - 55.8 KB
Es un infalible insectívoro, como sugieren sin dudas todos sus nombres © Museo Civico di Lentate sul Seveso

Sí que es característico, no obstante, su modo de cazar, que lo distingue de cualquier otro pájaro presente en nuestros territorios. Posado sobre una rama bien expuesta, en posición casi vertical observa atentamente el pedazo de cielo que le rodea mostrando un nerviosismo que le hace agitar velozmente las alas y la cola con sacudidas impulsivas, preparado para brincar hacia lo alto apenas aparezca un pequeño insecto en vuelo. Con un movimiento rapidísimo y un vuelo de un par de metros atrapa infaliblemente al desafortunado insecto y vuelve rápidamente al punto de partida. Una acción esta casi inadvertida pero marcada por el ruido causado por el cierre repentino de las mandíbulas.

La etimología del nombre científico nos dice que el nombre genérico Muscicapa proviene de la fusión de dos términos latinos: “musca” = mosca y “capere” = atrapar, mientras que el epíteto específico striata remonta su origen a las finas líneas que lleva en la garganta y el pecho.

Como rara vez ocurre en el caso de ornitólogos atentos como lo son los anglosajones, a este pajarillo, no obstante, le fue dado en inglés un nombre vulgar errado, denominándolo Spotted Flycatcher, en vez del más probable Striped Flycatcher, como mencionando la presencia en la librea de puntos en vez de las delgadas líneas. A menudo en los manuales de identificación se indica un simpático aviso que invita a no buscar manchas circulares en esta ave, ¡porque no podrás encontrarlas!

En Europa es llamado Gobemouche gris en francés, Pigliamosche en italiano, Papa-moscas-cinzento en portugués y Grauschnäpper en alemán.

Zoogeografía

El papamoscas gris es un migrante de largas distancias que alcanza sus territorios estivales con retardo con respecto al conjunto de flujos migratorios primaverales ya que llega a los lugares de reproducción a comienzos del mes de mayo y vuelve a sus cuarteles invernales ya en el mes de agosto.

El área geográfica en la que el papamoscas gris nidifica es muy amplia y comprende por completo Europa a excepción de Islandia, extendiéndose por Asia hasta Mongolia y hacia el sur hasta llegar a Afganistán, Pakistán, Irán y Oriente Medio. Falta en la península Arábiga y en las regiones al sur del Himalaya. En África está presente en Marruecos, Argelia y Túnez en los territorios vecinos a las costas mediterráneas. En Italia es un nidificante regular en todo el territorio, incluyendo las islas, con una población total europea de alrededor de 7 millones de parejas.

Las poblaciones europeas y gran parte de las de Asia occidental invernan en el área subsahariana hasta llegar a Sudáfrica, mientras que las centroasiáticas lo hacen en el subcontinente indio.

JPEG - 81.2 KB
Atrapa principalmente insectos voladores como dípteros, himenópteros y lepidópteros, pero también pequeñas orugas, con un fugaz vuelo desde su rama observatorio © Museo Civico di Lentate sul Seveso

Ecología-Hábitat

El papamoscas gris habita en cualquier territorio arbolado, incluso los muy densos, circundados siempre por amplios espacios libres donde practicar la actividad preferida de la que ha obtenido su nombre.

Su presencia es común también en los parques urbanos, pequeños jardines, campos de frutales, filas de árboles que bordean campos de cultivo y en explotaciones ganaderas, prácticamente en todos los lugares donde están presentes los insectos.

Como hemos dicho, no teme al hombre y este comportamiento social le ha llevado a ocupar cualquier ambiente rural disponible.

JPEG - 72.8 KB
No teme al hombre y este comportamiento social le ha llevado a ocupar cualquier ambiente rural disponible © Gianfranco Colombo

Ha sabido también aprovechar con rapidez y oportunismo la nueva moda que se va difundiendo cada vez más, consistente en colocar cajas nido en el jardín para atraer a los habituales pajarillos que nos rodean. De hecho, muy frecuentemente estos refugios artificiales, cuando quedan libres de inquilinos más precoces, son inmediatamente ocupados por los papamoscas.

Morfofisiología

Como se ha dicho, la librea del papamoscas gris es bastante insignificante a pesar de ser llevada con elegancia. El color de base es el gris crema que se extiende con matices más claros por el vientre y más oscuros en el dorso y las rémiges. En el pecho presenta delgadas líneas más oscuras poco acentuadas y poco marcadas que cubren irregularmente la garganta y los flancos, dejando inmediatamente sus sitio al gris crema de la parte inferior del cuerpo.

JPEG - 194.7 KB
Anida en cualquier sitio, a veces en sitios inesperados, como en esta alacena con herramientas. El nido contiene de 4 a 6 huevos, incubados principalmente por la hembra © Gianfranco Colombo

Las rémiges y algunas coberteras muestran sus márgenes más claros, lo que genera un ligero diseño alar. El pico, ancho pero puntiagudo, es grisáceo, mientras que las patas son de un color más claro, en ocasiones color carne. Los jóvenes adolescentes muestran en el pecho ese ligero moteado que quizás fue el causante de la asignación de su nombre vulgar inglés. No se percibe un dimorfismo sexual evidente.

Su vuelo es rápido y lanzado aunque también elegante con frecuentes ondulaciones en el caso de los vuelos largos. La presencia de una cola ligeramente larga permite a este pájaro efectuar bruscos y rápidos cambios de dirección durante el vuelo, con giros rapidísimos y virajes de infarto.

JPEG - 167.3 KB
Los pollos, desnudos y ciegos cuando nacen, permanecen en el nido 2 o 3 semanas, cuidados amorosamente por ambos progenitores © Gianfranco Colombo

Su porte es también muy elegante cuando está posado, con una posición altiva y real que lo hace fácilmente distinguible de cualquier otro pájaro. Es esta una posición típica de los representantes de la familia de los muscicápidos. Mide alrededor de 14 cm de longitud, un peso de entre 15 y 20 g y una envergadura de 25 cm.

Se han descrito siete subespecies de las que cuatro pertenecen al área europea-mediterránea. Muscicapa striata tyrrhenica un endemismo de Córcega y Cerdeña; Muscicapa striata balearica típica de las islas Baleares; Muscicapa striata neumanni de las islas del Egeo, Oriente Medio y Asia continental; y la típica Muscicapa striata striata de Europa continental, Asia occidental y las poblaciones africanas.

JPEG - 140.7 KB
No está en peligro y el tráfico urbano está hoy aún más controlado … aunque las presas son distintas © Gianfranco Colombo

Las otras tres subespecies son Muscicapa striata inexpectata, un endemismo de Ucrania y Crimea; Muscicapa striata mongola de Mongolia y el territorio siberiano próximo al lago Baikal; y Muscicapa striata sarudnyi de las repúblicas centroasiáticas e Irán.

Etología-Biología reproductiva

Un pájaro con una nidificación rápido con buen éxito reproductivo aunque la elección de lugares a veces expuestos puede hacer pensar lo contrario. Las especies antropizadas son en la actualidad las más protegidas de enemigos naturales y gozan, por tanto, de una protección bastante más amplia que la que puede encontrarse en ambientes naturales.

No tiene un lugar bien definido donde hacer el nido y hace por tanto en cualquier sitio que ofrezca una buena sujeción para hacerlo. Se puede encontrar un nido en una ancha grieta de un árbol, bajo las vigas de un porche en un viejo nido de golondrinas, en un tronco talado cubierto de zarzas o incluso en los lugares menos pensados de nuestras edificaciones. Muy queridas son las cajas nido especialmente cuando presentan una apertura con balcón de la que puede observar el entorno.

El nido es una pequeña plataforma de hierbas secas y pequeñas raíces no particularmente bien hecha pero cómoda con una copa poco profunda revestida de hierbas más finas y mullidas a las que añade fibras vegetales. Pone de 4 a 6 huevos de color crema fuertemente moteados de rojizo y muy parecidos a los del Petirrojo (Erithacus rubecula) que son incubados durante dos semanas principalmente por la hembra. En ocasiones puede producir una segunda nidada en la misma estación reproductiva.

Los pequeños, desnudos y ciegos cuando nacen, permanecen en el nido durante dos y a veces tres semanas, cuidados amorosamente por ambos progenitores.

El nido es ocasionalmente parasitado por el Cuco (Cuculus canorus).

Como recita su propio nombre, el papamoscas gris se alimenta principalmente de insectos voladores, principalmente dípteros, himenópteros y lepidópteros, pero no duda en cazar también pequeñas orugas que comen en el prado o sobre las hojas de la rama en la que está posado, siempre al vuelo y con una repentina y casi invisible sacudida.

Las poblaciones del Paleártico son particularmente consistentes, por los que no existen problemas incipientes sobre la especie.

Sinónimos

Motacilla striata - Vroeg, 1764.

 

→ Para apreciar la biodiversidad de las PASSERIFORMES clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

/muscicapa_striata_-_museo_lentate
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants