Rudbeckia fulgida

Familia : Compositae

Texto © Pietro Puccio

 

Traducción en español de Susana Franke

 

 

JPEG - 89.2 KB
La Rudbeckia fulgida viene de U.S.A. Larga floración y soporta el frío © Giuseppe Mazza

La especie es originaria de U.S.A. (Alabama, Arkansas, Connecticut, Florida, Georgia, Illinois, Indiana, Kentucky, Maryland, Massachusetts, Michigan, Mississippi, Missouri, New Jersey, New York, North Carolina, Ohio, Oklahoma, Pennsylvania, South Carolina, Tennessee, Texas, Virginia West Virginia y Wisconsin) donde crece en bosques ralos, prados y a lo largo de las riberas de los ríos.

El género fue dedicado por Linneo al botánico sueco Olof Johannes Rudbeck (1630-1702), fundador del Jardín Botánico de Uppsala, y al hijo, Olof Olai Rudbeck (1660-1740), también el botánico; el nombre de la especie en latí “fulgida” = refulgente, resplandeciente, hace referencia al amarillo brillante de sus flores. Nombres comunes: black-eyed Susan, dwarf sun flower, eastern coneflower, orange coneflower, perennial coneflower (inglés); margherita gialla (italiano); sonnenhut (alemán).

La Rudbeckia fulgida Aiton (1789) es una herbácea perenne, estolonífera, muy variable, alta 0,4-1,2m, con tallos ramificados glabros o hirsutos y hojas de color verde oscuro, glabras o pubescentes, mas o menos ásperas al tacto. Las hojas basales, sobre un largo pecíolo, son ovadas o elípticas, largas 5-30 cm y anchas 1-8 cm, con ápice en punta y margen entero o dentado; las intermedias, sobre corto pecíolo, tienen las mismas características, pero gradualmente reducidas en su largo, finalmente las superiores son lanceoladas, sésiles.

Las inflorescencias, de hasta 7 cm de diámetro, simples o en corimbo, sobre un largo pedúnculo, son las típicas cabezuelas de las Compositae constituidas por una multitud de flores sésiles insertadas en espiral sobre una base semi-esférica u ovoide, el receptáculo, circundado por un involucro formado por brácteas verdes oblongo-lanceoladas, extendidas o ligeramente recurvas, largas 1,5-2 cm. Las flores del anillo externo, llamadas flores del radio, en número de 10-15, tienen la corola elíptica u oblanceolada, larga 1,5-2 cm y ancha 0,4-0,7 cm, constituida por cinco pétalos fusionados, de color amarillo naranja brillante. Las flores del radio son estériles, tienen la función de atraer la atención del polinizador, como los pétalos de una flor. En el interior del anillo se encuentran algún centenar de flores fértiles, llamadas flores del disco, largas cerca 3 mm, con corola tubular con cinco lóbulos de color marrón púrpura.

Los frutos, conteniendo una sola semilla y llamados aquenios (o más correctamente cipselas) en las Compositae, son negruzcos, largos 0,2-0,4 cm, cuadrangulares, y coronados por el vilano, el cáliz modificado de la flor, constituido por corona apenas marcada. Se reproduce fácilmente por semilla, que puede ser puesta directamente en el jardín, o por división en primavera o tardío otoño. Se auto-siembra y puede transformarse en algunos casos en invasora.

Por la copiosa floración veraniega-otoñal, el amarillo naranja brillante que contrasta con el púrpura oscuro del centro, la resistencia ya sea a las altas como a las bajas temperaturas, hasta -30 ºC, es una de las plantas herbáceas más cultivadas, en particular las innumerables variedades que en el tiempo han sido seleccionadas, si bien la más apreciada es la “Goldsturm”, seleccionada en Alemania en 1937, con capítulos de hasta 10 cm de diámetro, considerada una de las plantas más floríferas en absoluto. La especie es también el símbolo floral del estado de Maryland.

No es particularmente exigente en cuanto al suelo, siempre que esté húmedo, pero drenante, sin encharcamiento, naturalmente sobre terrenos fértiles, ricos en humus, el crecimiento será más lozano, la floración más abundante y se expandirá mas velozmente. La exposición óptima es en pleno sol, soporta también una ligera sombra, en cuyo caso la floración será menos abundante, pero con al menos medio día de sol directo.

Tiene una buena resistencia a las enfermedades, sólo en ambientes particularmente húmedos es propensa a ataques de hongos que desfiguran el follaje. Al terminar la floración, en el tardío otoño, cuando la parte aérea comienza a secar, y el aspecto en consecuencia se vuelve poco atrayente, se debe podar baja. Finalmente, es una óptima planta para tiestos, para cultivar con la misma modalidad arriba explicado, y con flores de corte.

Sinónimos: Rudbeckia truncata Small (1898); Rudbeckia acuminata C.L. Boynton & Beadle (1903); Rudbeckia foliosa C.L. Boynton & Beadle (1903); Rudbeckia tenax C.L. Boynton & Beadle (1903).

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las COMPOSITAE clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

_R-50-2_Rudbeckia_fulgida
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants