Salacca zalacca

Familia : Arecaceae

Texto © Pietro Puccio

 

 

Traducción en español de Ignacio Barrionuevo

 

 

La especie es originaria de Java y Sumatra, donde crece en el sotobosque de las selvas húmedas, a menudo en zonas pantanosas y junto a la orilla de cursos de agua, a baja altitud.

Tanto el nombre genérico como el epíteto específico derivan del nombre local malayo “salak” o “zalak”.

Nombres comunes: salak palm, snake fruit, snake palm (inglés); keshi sa laka (chino); salak (Filipinas); salak (Indonesia); salacca (italiano); salak (Malasia); yingan (Myanmar); salaca (español); salakpalme (alemán); ragum, rakam (Tailandia).

La Salacca zalacca (Gaertn.) Voss (1895) es una especie dioica, cespitosa, rastrera, acaule o con tallos de hasta 1,5 m de longitud, que enraízan al contactar con el suelo, y aparato radical superficial.

JPEG - 283.2 KB
Originaria de Java y Sumatra, la Salacca zalacca es una especie cespitosa rastrera con peciolos de 2 m, espinosísimos, que sirven para crear impenetrables barreras. Es ampliamente cultivada en el sudeste asiático también por sus sabrosos frutos piriformes, de entre 5 y 8 cm de largo, de pulpa crujiente © Giuseppe Mazza

Las hojas, sobre un peciolo de hasta 2 m de largo, son pinnadas, de incluso más de 6 m de longitud, con pinnas lanceoladas con ápice largamente puntiagudo dispuestas irregularmente a lo largo del raquis, de entre 20 y 80 cm de longitud y de 2 a 8 cm de anchura, de color verde oscuro brillante en el haz, verde claro en el envés. La vaina foliar, el peciolo y el raquis están densamente armados con robustas espinas de diversa longitud, hasta más de 10 cm, y dirección, de un color que puede ir del gris al negruzco.

Las inflorescencias, ramificadas entre las hojas, pueden ser masculinas, de entre 50 y 90 cm y con flores en parejas con corola tubular rojiza y 6 estambres, o femeninas, de entre 20 y 30 cm de longitud y con entre 15 y 40 flores en parejas con corola tubular amarillo verdosa en el exterior, roja en el interior, con 6 estaminodios y estilo rojo tripartito.

El fruto es ovoide o piriforme con extremo estrechado, de entre 5 y 8 cm de longitud y 5 cm de diámetro, cubierto de escamas imbricadas con ápice puntiagudo de color marrón rojizo, que recuerdan a la piel de serpiente, con entre 1 y 3 segmentos en su interior, generalmente desiguales, constituidos por una pulpa comestible recubierta de una delgada membrana (no comestible), que contienen generalmente cada uno una gruesa semilla trígona de color marrón oscuro, de entre 2 y 3 cm de longitud y de 1,5 a 2,5 cm de anchura.

Se reproduce generalmente por semilla, que retirada del fruto tiene un tiempo de viabilidad inferior a 2 semanas, directamente plantada en el sustrato definitivo o en un semillero, en sustrato orgánico que drene perfectamente mantenido húmedo a una temperatura de entre 226 y 28 ºC, con un tiempo de germinación de varios días si está recién sacado de fruto, y primera floración tras 3 o 4 años. Para mantener las características de una variedad concreta se recurre a la división, a la micropropagación y a los vástagos que nacen en la base de la planta, aunque se obtienen porcentajes de éxito bastante bajos. A partir de semillas el número de plantas masculinas que salen suele ser ligeramente superior al de las femeninas, pero para una fructificación abundante basta con intercalar un número comprendido entre el 5 y el 20 %.

Es una especie, junto con sus variedades hortícolas, ampliamente cultivada en las regiones cálido-húmedas del sudeste asiático por sus frutos, comercializados localmente y parcialmente exportados, de pulpa crujiente y dulce si están perfectamente maduros, de color entre blanco amarillento y marrón, consumidos frescos o usados para confituras, fruta confitada, zumos o enlatados en almíbar; los frutos inmaduros, de sabor acídulo y astringentes, son también utilizados en ensaladas. Requiere una sombra parcial durante los primeros estadios de desarrollo, ya de adulta puede estar incluso a pleno sol, con temperaturas elevadas, superiores por norma a 20 ºC y, desde luego, nunca inferiores a 10 ºC, y pluviosidad anual superior a 1800 mm, bien distribuida, en caso contrario debe regarse en abundancia, y suelos ligeros, con buen drenaje y abundante materia orgánica, de ligeramente ácidos a neutros, floreciendo y fructificando continuamente si se mantiene en dichas condiciones. Por sus robustas espinas es a veces utilizada para crear barreras impenetrables.

Sinónimos: Calamus zalacca Gaertn. (1791); Salacca edulis Reinw. (1825); Salacca rumphii Wall. (1831); Salacca blumeana Mart. (1838); Calamus salakka Willd. ex Steud. (1840); Salacca edulis var. amboinensis Becc. (1918); Salacca zalacca var. amboinensis (Becc.) Mogea (1982).

 

 

→ Para apreciar la biodiversidad dentro de la familia de las ARECACEAE y encontrar otras especies, clicar aquí.

 

El archivo fotografico de Giuseppe Mazza

/s-312-1_salacca_zalacca
Photomazza : 70.000 colour pictures of animals and plants